Seleccionar página

Expertos han descubierto que si tu casa es un lugar desordenado, descuidado, lleno de cosas viejas o simplemente no te sientes cómodo con el espacio en que vives, puede contribuir a generar estrés, tensión y malestar que podrían repercutir en tu salud.

orden desorden

Por eso, especialistas en diseño y distribución recomiendan los siguientes consejos para hacer de tu casa un lugar mucho más equilibrado.

En primer lugar, retira todo lo que te produzca pensamientos de estrés, en su lugar coloca objetos o fotografías que te traigan buenos recuerdos y te hagan sonreír.

También puedes combinar algunas paredes o espacios de color; el azul atrae la creatividad y el verde da sensación de vida.

Después, organiza el espacio. Un cuarto desordenado y lleno de cosas puede generar tensión, asegúrate de dejar el espacio adecuado para moverte con libertad.

Trae la naturaleza al interior; nunca está de más tener alguna maceta por ahí. Las plantas dan vida, oxígeno y sensación de espacio a una habitación.

Finalmente, debes generar un balance entre los objetos que tienes. En la sala asegúrate de tener sillones suaves para dar comodidad, pero en el comedor o en tu lugar de trabajo pon elementos duros, que te darán estabilidad.