Seleccionar página

Pasa con 100 votos a favor, 8 en contra y sólo tres abstenciones.

El Senado de la República aprobó la reforma que pretende regular y transparentar las deudas de estados y municipios, así como sancionar a las entidades que no establezcan medidas de ajuste ante el alto endeudamiento.

Durante la sesión ordinaria se aprobó por 100 votos a favor, ocho en contra y tres abstenciones la reforma que también prohíbe se destinen los recursos de los empréstitos a cubrir gasto corriente.