Seleccionar página

La proteína de un microorganismo que vive en el suelo tiene la capacidad de generar buena respuesta inmunológica, con lo que se podrían mejorar las vacunas, descubrió la investigadora de la UNAM, Leticia Moreno Fierros.

Con la toxina y protoxina de una bacteria, Leticia Moreno Fierros, investigadora de la Facultad de Estudios Superiores (FES) Iztacala de la UNAM, pretende mejorar vacunas, pues descubrió que la sustancia induce inmunidad en las mucosas nasales e intestinales, e incluso mejora la respuesta de ese sistema hacia antígenos como los péptidos de VIH.

Especialista en mucosas, la doctora en biología celular descubrió que la proteína (protoxina y toxina) Cry1Ac de la bacteria Bacillus thuringiensis  microorganismo que vive en el suelo, con actividad tóxica hacia varias larvas de polillas y mariposas es inmunogénica, es decir, tiene la capacidad de despertar una buena respuesta del sistema natural de defensa contra enfermedades.