Seleccionar página

Con el objetivo de terminar con esa maldición de 15 años sin ganar un título, Cruz Azul buscará levantar la Copa MX cuando visite esta noche a un Atlante que vive momentos de verdadera crisis, en la final de este certamen.

El partido que definirá al monarca se llevará a cabo en el Estadio Andrés Quintana Roo a las 20:00 horas, con César Ramos como el encargado de aplicar el reglamento. Cuando todo parecía completamente terminado en todos los sentidos para el cuadro capitalino, una de sus mejores actuaciones en los últimos meses, combinada con las carencias de América, le permitieron llegar a esta final, que en caso de ganarla, aliviaría muchas penurias.

La Máquina debe ser inteligente, olvidarse por completo de las siete finales que ha perdido de manera consecutiva y enfocarse en esta nueva oportunidad que se ha ganado y en la que aparece como amplio favorito. Además, esta es una gran oportunidad para que tome revancha de la derrota sufrida en estas mismas instancias en la Liga de Campeones de la Concacaf ante los “azulgranas”, en 2009.

En tanto, para “Potros de hierro” esta final llega en el peor momento, ya que la derrota sufrida el pasado domingo frente a San Luis los pone sólo a siete unidades del Querétaro, que ocupa el sótano de la clasificación porcentual. Por ello, quizá este partido no sea tan relevante para ellos, porque su mente está enfocada completamente en la problemática del descenso, aunque en caso de ganar la Copa sería una gran inyección en lo anímico.