Seleccionar página

Con estos resultados, se descartó cualquier posibilidad de renuncia, licencia o interinato del gobernador.

Después de recibir los resultados de los estudios que se le practicaron, se descartó que Fausto Vallejo, el gobernador de Michoacán, padezca alguna enfermedad terminal o crónico degenerativa.

Julio César Hernández, vocero del gobierno del estado, dijo que ha quedado descartado que el mandatario estatal padezca cáncer o insuficiencia renal.

“No hay un diagnóstico de enfermedad terminal, por fortuna, no hay una enfermedad crónica degenerativa, que descartamos desde el principio que fuera un cáncer, está confirmado por estos diagnósticos, ni tampoco hay problemas de insuficiencia renal”, dijo.

Sin embargo, el funcionario no entró en detalles sobre los padecimientos del gobernador y solo mencionó que los médicos le han asegurado que no tendrá ninguna dificultad o impedimento para cumplir con su compromiso con el estado.