Seleccionar página

Luego de tres años de expediciones submarinas en el sur del Mar Caribe, científicos del Instituto Smithsoniano de Investigaciones Tropicales (STRI, por sus siglas en inglés) definieron una nueva zona de vida oceánica, el rarofótico, refugio para los peces de arrecifes que buscan alivio del calentamiento de aguas superficiales o del deterioro de los arrecifes de coral.

rarofotico

Los autores definieron la zona en aproximadamente 80 inmersiones a profundidades de hasta 309 metros, profundidad en la que habitan peces de al menos 71 especies. Los expertos del STRI reportaron que la mayoría de los pescados en la zona del rarofótico, son parecidos a los detectados en arrecifes poco profundos, lo que contrasta con el árbol evolutivo.

El STRI, centro de investigación estadounidense que se ubica en Panamá y que se dedica a enriquecer el conocimiento sobre la diversidad biológica, dio a conocer los resultados de sus exploraciones en un artículo publicado en la revista Scientific Reports.

Los científicos definieron esta nueva zona de vida oceánica, el rarofótico, entre 130 y 309 metros (alrededor de 400 a mil pies) debajo de la superficie. Se identifica por abajo de una zona de arrecife previamente definida, la mesofótica, que se extiende desde aproximadamente 40 hasta una profundidad de hasta 150 metros.

“El papel de esta nueva zona como refugio para los peces de arrecifes menos profundos, que buscan alivio del calentamiento de las aguas superficiales, aún no está claro”, precisaron los especialistas en los resultados de sus investigaciones.

Agregaron que la mayoría de los peces en la nueva zona “no sólo se parecen a los de arrecifes poco profundos, sino que están relacionados con ellos en lugar de los verdaderos peces de las profundidades oceánicas, que pertenecen a ramas bastante diferentes del árbol evolutivo”.

“Aproximadamente uno de cada cinco peces que encontramos en el rarofótico del Caribe, es una especie nueva”, comentó Ross Robertson, biólogo marino de STRI

Desde el 2011, más de 40 investigadores, la mayoría del Museo Nacional de Historia Natural Smithsonian y del STRI, realizan investigaciones sobre invertebrados de arrecifes profundos.

(ntx)