Seleccionar página

Una de las mejores formas para bajar de peso es hacer un reto en pareja, pues ambos se motivan para no perder el objetivo; sin embargo, también puede ser el principio de un disgusto entre ambos.

IMG_20180228_093703

Una pareja terminó rota después de guardar conjuntamente una dieta. La razón fue que el esposo logró perder peso, y su mujer no.

La decisión de comenzar un régimen se produjo después de que ambos hicieran un balance de sus vidas y se dieran cuenta de que estaban arruinados físicamente.

El hombre decidió cambiar su vida poco a poco: comenzó a caminar más, descargó una aplicación de conteo de calorías en el teléfono y tuvo cuidado de no exceder su límite diario.

Según él, poco a poco comenzó a perder peso. Al mismo tiempo, su esposa dejó de asistir al gimnasio luego de una semana.

“Durante un mes perdí 4.5 kilogramos, y después de cuatro meses los resultados se hicieron evidentes. En ese momento, mi esposa comenzó a tratarme de manera hostil”, admitió.

La mujer se negó a dormir con él en la misma cama, alegando que su marido roncaba, y comenzó a comunicarse con él solamente a través de mensajes de texto y correo electrónico.

Como resultado, la mujer le envió un mensaje a su esposo diciéndole que había dejado de quererlo y que él se parecía a aquellos que se burlaban de ella por tener exceso de peso. Posteriormente, la mujer terminó solicitando el divorcio tras 12 años de matrimonio.