Seleccionar página

Diversos investigadores alrededor del mundo piensan que en Neptuno y Urano, planetas helados, están dadas las condiciones para que la lluvia de diamantes sea un fenómeno natural.

diamantesss

En la Tierra los diamantes se suelen formar, aproximadamente, a 200 kilómetros por debajo de la superficie terrestre; esto en Kimberlitas que son rocas volcánicas. Sin embargo, mediante experimentos de láseres de alta energía, investigadores demostraron que en dichos planetas helados se forman presiones gigantescas que dan lugar al fenómeno de “lluvia de diamantes”.

Los responsables de la investigación presenciaron cómo el carbón, al separarse del hidrógeno, se comprime en diamantes de tamaño nanométrico.

Otras investigaciones han demostrado que la lluvia de diamantes en el Sistema Solar podría ser la forma más común de precipitación. Asimismo, llueven diamantes en Júpiter y Saturno, donde las rocas preciosas pueden ser de un centímetro de diámetro, se calcula que en Saturno se producen 10 millones de toneladas de diamantes al año.

Fuente: Agencia Conacyt