Seleccionar página

Un joven de 24 años fue condenado por un delito contra los sentimientos religiosos a pagar una multa de 480 euros en la ciudad de Jaén, España, tras publicar en Instagram un fotomontaje del “Cristo de la Amargura” con su rostro.

IMG_20180207_121532

La sentencia fue dictada oralmente después de que el acusado reconociera su culpabilidad y aceptara pagar la multa correspondiente a ocho meses, cada uno con valor de dos euros diarios.

La petición inicial del Ministerio Fiscal era de 2 mil 160 euros o 180 días de prisión.

El joven, identificado como D.C.D., publicó en abril del 2017 una fotografía de “Jesús Despojado”, como también es conocido, en el que sustituyó el rostro original por el suyo que tiene una perforación en la nariz, por lo que se le pidió bajar la imagen, pero al ignorar estas peticiones se llevó el caso a instancias legales.

El fotomontaje fue considerado como una “vergonzosa manipulación del rostro de la imagen”y un “manifiesto desprecio y mofa hacia la cofradía con propósito de ofender”.