Seleccionar página

Para aligerar la carga de trabajo, algunas cadenas de comida rápida ponen a la mano de sus clientes la máquina de refrescos para que puedan servirse las veces que quieran, y nunca falta el que hasta hace refill para llevar.

bote kfc

En un tuit, se puede ver a un hombre desconocido llenando tranquilamente su recipiente de KFC, por lo general, destinado para el pollo, con lo que parece algún tipo de refresco.

Aunque esta imagen genera muchas preguntas, como: “¿Pagó por eso?”, “¿Quién necesita tanto refresco?” y “¿Cuál es el verdadero significado de ‘refill gratis’?”, la respuesta en Twitter estuvo llena de prejuicios.

Comentarios como “Este hombre juega ajedrez mientras nosotros jugamos a las damas” y “Battleship en 4D”,  le hicieron recibir el apodo de Soda Bucket Man, sin importar si sus métodos de recolección eran legítimos o no.

El ingenio de Soda Bucket Man se celebró con casi 50 mil retuits y 80 mil likes para el tuit inicial, pero esta no es la primera vez que alguien sirve refresco en un recipiente lo suficientemente grande como para nadar. Un usuario de YouTube subió un video en 2012 mostrando un cubo de KFC lleno de “Pepsi, 7up y Orangina”, demostrando que la fuente de sodas de comida rápida es realmente una paleta para la creatividad carbonatada.

Si bien la institución del refill gratuito es un pilar atemporal de la comida rápida, también está evolucionando ante nuestros ojos, haciéndose más grande, más audaz y más profunda en 2018.

Cuando le preguntaron sobre la foto, KFC Canadá confirmó que el hombre no cumplió la política estándar y la cubeta de refrescos fue improvisación total. “El coronel Sanders dijo una vez: ‘Hay pocos problemas que un cubo de pollo no pueda resolver’. Sólo esperamos que haya sacado el pollo primero”.