Seleccionar página

El fuerte viento que se registró el pasado 4 de enero en el nordeste de Estados Unidos ha cobrado una importancia histórica tras “llevarse” a Canadá un edificio que forma parte del Registro Nacional de Lugares Históricos estadounidense.

vientos fuertes 1

Ese inmueble formaba parte de las últimas instalaciones tradicionales donde se producía arenque ahumado en Estados Unidos, que cerraron en 1991.

La construcción se encontraba en la orilla de Lubec, Maine. La ventisca la arrastró al agua y llegó a las cercanías de la isla Campobello, ubicada en la provincia canadiense de Nuevo Brunswick.

Una organización estadounidense trata de salvar los restos y trasladarlos de vuelta a su país, pero las autoridades de Canadá aún no permiten que lleve a cabo su propósito. Este impedimento ha provocado que algunos vándalos ya hayan dañado el edificio con motosierras.