Seleccionar página

El primer bebé panda en Francia al fin tiene nombre: Yuan Meng, que significa “el cumplimiento de un deseo” o “de un sueño”.

panda gigante 1

La cría recibió su nombre en un acto al que asistieron dignatarios chinos y la primera dama francesa, Brigitte Macron.

Los padres de Yuan Meng están en el país galo gracias a un préstamo de China y será enviado a una reserva de pandas en el país asiático una vez deje de ser amamantado.

Tradicionalmente, los cachorros de panda nacidos en cautiverio son nombrados por China. Existen solamente mil 800 pandas en la naturaleza en China y unos 400 en cautiverio en todo el mundo.

El cachorro nació pesando apenas 142 gramos y pasó casi todo el primer mes en una incubadora. Ahora pesa ocho kilos, tiene manchas negras en el pelaje y no necesita botella para alimentarse.

La madre, Huan Huan, de nueve años, fue inseminada artificialmente a inicios del año, con semen de su pareja Yuan Zi. Ambos están en Beauval en un préstamo de 10 años de China y el cachorro pertenece al gobierno chino.