Seleccionar página

El racismo está más vivo que nunca. A pesar de ser primer mundo, eso no salva a Suiza de tener muestras de discriminación racial.

ducha judios 2

Un pequeño hotel de los Alpes colocó un aviso en el que solicitaba a sus huéspedes judíos darse un baño antes de ingresar a la alberca, letrero que generó controversia y obligó al Buró de Turismo suizo a salir al paso.

De hecho, el Centro Simon Wiesenthal demandó el cierre del hotel Paradies Arosa en la ciudad de Arosa, y emitió una declaración en la que llamó a “la comunidad judía y sus amigos gentiles a poner ese horroroso hotel en una lista negra”.

Las autoridades dijeron que el hotel se había disculpado por el incidente y retirado el cartel. El portavoz de Turismo, Markus Berger, dijo que el letrero era inaceptable y añadió: “Siempre hay que mantener la perspectiva. Es un incidente desafortunado”.

Tzipi Livni, una excanciller de Israel, colocó en su página en Facebook una imagen del cartel y escribió que “no puede haber tolerancia ni indiferencia” al antisemitismo y el racismo, en comentarios que aludieron también a la violencia en la marcha supremacista blanca en Virginia, Estados Unidos, el fin de semana.