Seleccionar página

¿Aceptarías que tu jefe te insertara en el cuerpo un microchip? En febrero de este año, una empresa belga de software abrió el debate sobre implantar un microchip a los empleados que voluntariamente aceptaran reemplazar la tradicional tarjeta checadora por este diminuto objeto.

microchip empresa 2

Ahora, una empresa de Estados Unidos implantará en algunos empleados unos microchips que facilitan tareas como abrir puertas, acceder a las computadoras, hacer fotocopias, compartir información o pagar compras de máquinas expendedoras.

Unos cincuenta trabajadores de Three Square Market se ofrecieron como voluntarios para participar en la iniciativa de este novedoso programa, que la compañía puso en marcha el 1 de agosto. Cada chip es del tamaño de un grano de arroz y cuestan alrededor de 300 dólares, el cual se coloca entre el pulgar y el dedo índice del individuo.

De acuerdo con la firma, estos chips incorporan unos sensores que, al ser escaneados, permitirán a los empleados acceder a información en computadoras u otros dispositivos, así como pagar compras mediante tecnologías de identificación por radiofrecuencia, sin necesidad de usar tarjetas de crédito o smartphones.

Además, la compañía asegura que no pondrán en riesgo la privacidad de los trabajadores, ya que los datos almacenados en el chip estarán encriptados y no se podrán rastrear por GPS, de modo que su funcionalidad sería parecida a una llave o tarjeta de acceso electrónica.