Seleccionar página

Dicen que Durango tiene el mejor queso y aunque esto quizá esté a discusión, cuando visites Wallander, definitivamente verás un fuerte contendiente.

wallander 1

Esta empresa se fundó hace más de 60 años, gracias a la visión del señor Ricardo Wallander, quién inició la producción de quesos artesanales en la casona colonial de 1800, ubicada en la ciudad de Durango.

Alejandro Wallander, hijo del fundador, logró ampliar la variedad de quesos, además de otros productos lácteos, entre ellos, la leche con características únicas en el mercado, fundando una planta de fabricación que se trasladó al rancho José María Morelos y Pavón, conocido como La Tinaja.

En 1987, sus dueños decidieron enriquecer su oferta con productos de panadería. El éxito de esta combinación de pan y queso los llevó a dar el siguiente paso: ofrecer tortas y ensaladas con sus propios productos.

En Wallander encontrarás desde ates de membrillo y mermeladas, hasta cortes de carne; sin embargo, si lo que buscas es su producto principal, entonces debes probar su gran variedad de quesos elaborados con leche menonita de la mejor calidad.

Los quesos típicos duranguenses son el queso añejo, madurado durante 120 días para brindarle su sabor característico, y el queso asadero, algunas veces comparado con el queso Oaxaca por la hebra que produce.

La línea Delicias Tradicionales incluye productos típicos de Durango, como pinole santiaguero, arándano enchilado, guayabas, semillas de girasol, pepita con sal, salsas, mole salados, vinagres y los famosos tornachiles que son chiles güeros encurtidos.