Seleccionar página

Lo que parecía un extraño fetiche se ha convertido en toda una forma de vida para los japoneses. Y es que algunos hombres adultos han tomado la insólita decisión de comprar muñecas de silicona, para mantener relaciones amorosas con quienes consideran “mujeres”.

munecas realistas japon 2

En Japón, la tasa de natalidad se encuentra en declive y los caballeros se muestran poco interesados en mantener relaciones con mujeres reales; en reemplazo buscan la compañía de las Love Dolls, muñecas de silicón del tamaño de un humano, con aspecto muy realista, y con las cuales establecen complejas relaciones, no sólo afectivas, sino también sexuales.

Ese es el caso de Masayuki Ozaki, quien luego de que la llama del amor se apagó entre él y su esposa, decidió comprar una muñeca de silicona que se convirtió en el amor de su vida. Mayu comparte su cama en la casa familiar de Tokio, donde también viven su mujer y su hija adolescente.

Como él, muchos hombres poseen en Japón este tipo de muñecas, sobre todo viudos y discapacitados, y no las ven como simples objetos sexuales sino como seres con alma.

Unas dos mil muñecas de silicona son vendidas cada año en Japón, según los profesionales del sector. Las Love Dolls llegan a costar hasta seis mil dólares, y no deben confundirse con las muñecas inflables, pues éstas son mucho más baratas, sencillas y menos realistas.