Seleccionar página

La creación de un espacio cultural es siempre un evento trascendente para la comunidad que lo alberga. La integración de las artes a la vida diaria de las personas es fundamental para mejorar su calidad de vida, su creatividad y su capacidad de convivencia.

musas 2

Sonora es un estado emprendedor y con un importante empuje en el impulso de proyectos y generación de riqueza, lo que hacía necesaria una infraestructura cultural acorde a este desarrollo, con la implementación de programas y proyectos que impulsaran el crecimiento artístico y cultural de sus habitantes. Finalmente, se concibió el Museo de Arte de Sonora como una institución con infraestructura museística de primer nivel que le permitió convertirse en un detonador cultural y turístico a nivel regional en el norte de México.

Su concepción se fue consolidando a lo largo de varios años, para concretarse finalmente con la adquisición del terreno, la definición de los proyectos arquitectónicos y la licitación de varios de estos espacios. Su construcción inició en junio de 2008 y su apertura al público se llevó a cabo en septiembre de 2009.

El Museo de Arte de Sonora, también conocido como MUSAS, es un espacio para la divulgación y promoción del arte y la cultura que busca el fortalecimiento de las personas, brindándole experiencias significativas que le ayuden a mejorar su relación con el entorno. Tiene como misión plantear el diálogo entre diversas expresiones artísticas nacionales e internacionales a través de sus exposiciones, y dinamizar los espacios culturales del Estado y la región.

musas 3

El diseño de MUSAS estuvo a cargo de arquitectos sonorenses, y el edificio cuenta con cerca de 5 mil metros cuadrados de construcción divididos en cuatro niveles. Dispone de amplias áreas de circulación, patios internos, espacios para servicios, bodegas y talleres, así como área de oficinas y de estar además de 6 imponentes salas para exposiciones.

Las obras que conforman la colección permanente del MUSAS está formada por las piezas ganadoras de distintos concursos y bienales de arte organizadas por el Instituto Sonorense de Cultura, así como las piezas recibidas de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público como parte de su programa de Pago en Especie.