Seleccionar página

Hace unos días, Philipp Budeikin fue detenido en Rusia, bajo la acusación de incitar al menos a 16 adolescentes a cometer suicidio. De acuerdo a sus confesiones, el joven es el autor intelectual del “Juego de la Ballena Azul”, el cual se viralizó por internet en los últimos meses.

creador ballena

El joven de 21 años es un exestudiante de psicología que lanzó a la red en 2013 el infame juego; el cual consiste en realizar una serie de “tareas” diarias en el transcurso de 50 días, donde la última consiste en quitarse la vida.

Durante su confesión, Philipp dijo que su objetivo era “limpiar a la sociedad”, calificó a sus víctimas de “desechos biológicos”, y remarcó que los chicos estaban “felices de haber muerto”. A pesar de esto, docenas de cartas de amor escritas por chicas adolescentes han llegado a la prisión Kresty, en San Petersburgo, en donde Budeikin está detenido. Por ley, las autoridades no pueden retener estas cartas, ni evitar que el joven responda a ellas.

En Rusia se han registrado cientos de víctimas relacionadas con el juego, la gran mayoría mujeres. La psicóloga Veronika Matyushina advirtió que estas chicas fueron vulnerables porque no existía un adecuado afecto y atención por parte de los padres en casa. “Este chico desde Internet les dio cierto apoyo y la atención que necesitaban. Ahí es cuando comenzaron los sentimientos románticos”.

Autoridades en Estados Unidos y Reino Unido han urgido a los padres a estar al tanto de la actividad de sus hijos en redes sociales, particularmente en Instagram. El popular sitio de imágenes sólo muestra una advertencia de contenido peligroso cuando se hacen búsquedas relacionadas con el Juego de la Ballena Azul.

En los últimos meses, el suicidio juvenil ha sido un tema recurrente en medios. Tras el estreno de “13 Reasons Why”, creada por Netflix, múltiples expertos en el fenómeno advirtieron que la serie podría hacer creer que quitarse la vida es bueno, pues los capítulos hacen mucho énfasis en cómo la muerte de la protagonista ocasiona un renovado interés en su persona.

El Juego de la Ballena Azul se ha cobrado decenas de víctimas en América Latina, principalmente Venezuela, Uruguay, Paraguay, Colombia, Chile, Argentina y Brasil. También ha habido víctimas en Kenia, Portugal, Serbia y España, mientras que en Rusia se han contabilizado 130 muertes en tan sólo seis meses.