Seleccionar página

El relativo recién fallecimiento de Fidel Castro volvió a poner a la isla en los titulares de la prensa internacional y la comunidad de la moda mira intrigada el devenir de uno de los lugares más mágicos de América Latina.

marcas lujos 2

De hecho, la casa de modas Chanel puso un toque de glamour a la era de cambios en la Cuba comunista, con su primer desfile en La Habana, hace unos meses, el cual fue visto a lo lejos por una muchedumbre humilde asomada a los balcones.

En esta inercia, la industria del lujo ha encontrado un nicho de mercado importante en Cuba y por ello, marcas exclusivas como Versace, Armani, Montblanc y L’Occitane han decidido abrir sus primeras sucursales en el Manzana Kempinski, el primer hotel cinco estrellas que será inaugurado en la isla.

La inédita galería comercial, ubicada en la planta baja de la instalación hotelera, será un ancla para el gran turismo que quiere atraer el país caribeño, que ha experimentado un boom de visitantes luego de que restablecieran relaciones con Estados Unidos.

“Cuba se ha convertido en el paraíso de la moda, por eso quise venir aquí”, dijo el empresario italiano Giorgio Gucci, que abrió la filial multimarca “Giorgio G. VIP” en el mencionado hotel, con artículos de Versace y Armani, “grandes amigos” de este representante de la tercera generación de la dinastía Gucci.

En la misma ubicación de La Habana Vieja, se podrán comprar productos de Montblanc, Lacoste, Longiness, L’Occitane en Provence.