Seleccionar página

El pueblo de Tepoztlán es mencionado, con toda justicia, como uno de los lugares más atractivos del estado de Morelos.

tepoztlan 3

Probablemente mucho de su encanto se debe a la multifacética oferta turística que ofrece a sus visitantes. Antiguas tradiciones y la sabiduría que le proveen una rica confluencia de manifestaciones culturales: esoterismo, tesoros prehispánicos, tesoros virreinales, contracultura, ecoturismo, deportes extremos, etc; Tepoztlán es una garantía porque siempre tiene algo que ofrecer a cada sector del público.

Otro aspecto a destacar es la sencillez con la que sus moradores llevan su vida cotidiana. El acervo arquitectónico con el que cuenta hace que los turistas olviden el estrés y se dejen llevar por una época de antiguos esplendores y leyendas.

Su cálido clima es ideal para desarrollar largas caminatas en las calles del pueblo. Este magnífico Pueblo Mágico es un destino de fin de semana de primer nivel, ya que cuenta con muchos hoteles y posadas de accesible costo y satisfactorios servicios, sin olvidar los abundantes restaurantes que existen, en cuyos menús se incluyen platillos prehispánicos y otros con ciertos toques vanguardistas.

tepoztlan 2

No se puede afirmar que se conoce a fondo Tepoztlán si no se tiene la experiencia de subir al famoso cerro del Tepozteco, y desde ahí, tener la contemplación en su cima del pequeño templo dedicado al dios Tepoztecatl, lo que se complementa perfectamente con una visita al Museo de Arte Prehispánico “Carlos Pellicer Cámara”, un rincón diminuto pero realmente valioso, inaugurado por el ilustre poeta tabasqueño para exhibir las riquezas prehispánicas del lugar.

Tres sitios más complementan un abanico de opciones turísticas vasto y rico: visitar el mercado popular del sitio para degustar antojitos tradicionales, insectos comestibles y dulces artesanales; explorar el sobrio exconvento de la Natividad, y finalmente, aventurarse en el fascinante Parque Nacional El Tepozteco, en donde resalta la variedad de su fauna y su flora.

Tepoztlán es famoso por la elaboración del papel de amate, obtenido de la corteza de estos árboles abundantes en la región. También podrás encontrar casitas “de pochote” y esculturas talladas en espina de pochoizcatl o árbol de algodón silvestre. Para adquirirlos no puedes perderte el tianguis dominical y las tiendas Mandala y Taj Mahal, ubicadas en la avenida Revolución.