Seleccionar página

La última actualización de la Lista Roja de Especies Amenazadas de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) visibiliza la situación crítica de cuatro de las seis especies de grandes simios que existen en el mundo.

orangutan boreno

Según la última actualización presentada el domingo en el Congreso Mundial de la Naturaleza que se está celebrando en Hawái, cuatro de cada seis especies de estos carismáticos animales se encuentran en peligro crítico de extinción -el gorila oriental, el gorila occidental, el orangután de Borneo y el orangután de Sumatra–, mientras que el chimpancé y el bonobo se hallan en la categoría ‘en peligro”.

El gorila oriental (Gorilla beringei) ha pasado de la categoría “en peligro” a “en peligro crítico” a raíz de una devastadora reducción de su población, que asciende a más del 70% en 20 años. Su población se estima en menos de 5000 individuos. El gorila oriental de planicie (G. b. graueri), una de las dos subespecies del gorila oriental, perdió el 77% de su población desde 1994: de 16,900 individuos pasó a solo 3800 en 2015.

“Es realmente preocupante ver al gorila oriental –una de las especies más cercanas al ser humano– encaminarse a la extinción”, comentó Inger Andersen, directora general de la UICN.

“Vivimos en una época de grandes cambios y cada actualización de la Lista Roja de la UICN nos muestra que la crisis global de la extinción avanza a gran velocidad. Las acciones de conservación dan resultados y cada vez tenemos más evidencias y pruebas de que es así. Nuestra responsabilidad es intensificar nuestros esfuerzos con el fin de revertir la tendencia y salvaguardar el futuro de nuestro planeta”, añade.

Si bien está prohibido matar o capturar grandes simios, la caza representa la mayor amenaza para el gorila oriental de planicie. En cambio, la otra subespecie del gorila oriental, el gorila de montaña, se encuentra en una mejor situación, con un aumento de su población, que actualmente suma unos 880 individuos.

La UICN también informa sobre el declive de la cebra de llanura (Equus quagga) debido a la caza ilegal, y las amenazas crecientes de extinción a las que está expuesta la flora de Hawái como consecuencia de las especies invasoras. De las 415 especies de plantas endémicas de Hawái evaluadas para esta actualización, 38 están clasificadas como extintas y otras cuatro extintas en estado silvestre, es decir, que solo existen en cultivo.

Sin embargo, esta actualización de la Lista Roja de la UICN también aporta algunas buenas noticias, y muestra que las medidas de conservación dan resultados positivos.

El panda gigante (Ailuropoda melanoleuca), anteriormente en peligro, pasa ahora a la categoría vulnerable, debido a que la población ha crecido gracias a eficaces programas de protección de los bosques y de reforestación, mientras que el antílope tibetano (Pantholops hodgsonii) ha pasado de la categoría en peligro a casi amenazado.

Fuente: SINC