Seleccionar página

La doctrina macrobiótica está basada en un conjunto de normas y consejos orientados a perseguir una vida saludable y duradera. Fue el japonés Georges Ohsawa , su creador, quien en 1957 dio a conocer al mundo occidental esta teoría.

dieta macrobiotica 1

La dieta macrobiótica se basa en la filosofía Zen, la meditación del budismo. Su premisa es que todo en el mundo es Ying y Yang, incluso la alimentación.

Los alimentos Ying son aquellos que son 100 por ciento naturales, mientras que los Yang son los que están adulterados. Estas dos categorías deben estar en armonía para alcanzar la felicidad. Algunos alimentos Ying son las frutas, el azúcar, la miel o el alcohol; mientras que algunos alimentos Yang son las carnes rojas, comidas saladas, aves o café, que son los que, de preferencia deben ser eliminados.

La dieta está dividida en diez estadios que van desde el -3 al +7. Las cinco primeras eliminan alimentos de origen animal de forma progresiva,  siendo cada vez más vegetarianas. El resto va eliminando los alimentos procesados o elaborados hasta llegar a la dieta +7, en la que sólo se consumen granos de cereales triturados.

Pero, ¿esta dieta es efectivamente una dieta sana? La respuesta es no. En el transcurso del pasaje desde el primer estadio hasta el último, nuestro cuerpo comienza a padecer carencias de proteínas, calcio, hierro y vitaminas A, D, C y B12.

dieta macrobiotica 3

Otro efecto que provoca esta dieta es la alta presencia de fitatos, lo que impide la absorción de minerales, lo cual genera la aparición de enfermedades como anemia, escorbuto, hipocalcemia o hipoproteinemias, generando desnutrición.

Hoy en día, la moda de la dieta macrobiótica se aproxima más a las dietas de -3 a +1, que se asemejan en cierto modo a las ovolactovegetarianas o vegetarianas estrictas. Lo que queda claro es que un seguimiento estricto o parcial de este tipo de dieta puede producir carencias, y que su seguimiento es prácticamente imposible, además de que no es recomendable, ya que los trastornos nutricionales pueden causar daño a nuestro organismo.