Seleccionar página

Aunque pasó un ligero susto, América manejó bien la ventaja del juego de ida y se coronó en la Liga de Campeones de la Concacaf 2015-2016, al vencer a Tigres de la Autónoma de Nuevo León por 2-1 (4-1 global), para ganar su pase al Mundial de Clubes.

america concachampions 3

El ecuatoriano Michael Arroyo saltó desde la banca azulcrema para hacer el 1-1, al 68’, y el paraguayo Osvaldo Martínez, al 87’ de penal, firmó el 2-1, para el 4-1 global. Por Tigres, el francés André-Pierre Gignac había encendido la esperanza al 39’.

De este modo, los azulcremas se consagraron bicampeones de la Concachampions y en diciembre buscarán su revancha en suelo asiático, luego de su fiasco en 2015, cuando cayeron a las primeras de cambio.

Luego del 2-0 en el Universitario de Monterrey, la consigna para Águilas era sostener la diferencia para clasificar al Mundial de Clubes Japón 2016.

Como era de esperarse, Tigres tomó la iniciativa del juego ante la necesidad de hacer goles para complicar el juego al América, que apostó al repliegue y al contragolpe con su tridente conformado por Oribe Peralta, Darwin Quintero y Darío Benedetto.

america concachampions 4

Los “felinos” tuvieron la posesión del balón, mostraron paciencia en los primeros minutos del encuentro, como si fueran empatados en el global y cada vez que pisaban el último cuarto de cancha dejaron ver su sufrimiento para abrir el cerrojo azulcrema.

América trató de enfriar el esférico cada vez que lo recuperaba, pocas veces, en el primer lapso, apostó a la descolgada, mientras los universitarios siguieron con un fútbol relajado y un balón dividido los metió en el juego.

En el cierre del cotejo, América fue más que su rival y amarró el título en otra genialidad de Michael Arroyo, quien fue derribado dentro del área y Osvaldo Martínez sentenció desde el manchón penal para el 2-1, en una serie que supo jugar de buena manera el cuadro capitalino.