Seleccionar página

La densidad mamaria condiciona el riesgo que tiene una mujer de desarrollar cáncer de mama. De hecho, distintas investigaciones han constatado que las mujeres con una densidad mamaria extrema tienen una probabilidad hasta seis veces mayor de padecer este tipo de tumor.

densidad mamaria 2

En este contexto, un nuevo estudio llevado a cabo por investigadores del Instituto Karolinska en Estocolmo, Suecia, demostró que las mujeres con infertilidad o que se someten a un tratamiento para la infertilidad tienen pechos más densos y, por tanto, mayor riesgo de desarrollo de cáncer de seno.

Para llevar a cabo el estudio, los investigadores analizaron las mamografías realizadas entre 2010 y 2013 a 43 mil 313 mujeres entre los 40 y los 69 años, y que habían respondido un cuestionario sobre su edad, peso, estatura, hábito tabáquico, patrón de consumo de alcohol, historial de infertilidad e historia familiar de cáncer de mama.

Del total de participantes, ocho mil 953 afirmaban presentar problemas de fertilidad, de las cuales cinco mil 948 mujeres no habían recibido ningún tipo de tratamiento, mil 576 se habían sometido a terapia de estimulación ovárica controlada y mil 429 habían recibido terapia hormonal sustitutiva sin estimulación ovárica.

Los resultados mostraron que, comparadas frente a aquellas sin problemas de fertilidad, las mujeres con un historial de infertilidad tenían senos con mayor cantidad de tejido fibroso y glandular, y con mayor densidad. Es más, las pacientes que se habían sometido a terapia de estimulación ovárica controlada presentaban una densidad mamaria mayor que aquellas que no habían recibido ningún tratamiento hormonal.

densidad mamaria 3

Llegados a este punto, debe tenerse en cuenta que las terapias hormonales sustitutivas aumentan los niveles de estrógeno y progesterona, por lo que podrían asociarse a un mayor riesgo de desarrollo de cáncer de mama.

Si bien los resultados podrían indicar un efecto adverso de la estimulación ovárica controlada sobre la densidad mamaria, este efecto podría deberse a la infertilidad subyacente que motiva el uso de este tratamiento específico más que al propio tratamiento.

Sea como fuera, el análisis de los resultados en función de la edad mostró que la relación entre la estimulación ovárica controlada y la densidad mamaria era más fuerte en las mujeres más mayores, lo que podría alertar de un efecto potencial a largo plazo de la estimulación ovárica controlada sobre el tejido mamario.