Seleccionar página

Las flores y los árboles que ornamentan los alrededores de nuestras casas podrían estar haciendo más bien de lo que nos podríamos imaginar.

contacto naturaleza 2

Según una nueva investigación de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Harvard y el Hospital Brigham y Mujeres, las mujeres que viven en zonas verdes, rodeadas de vegetación, tienen menor tasa de mortalidad que aquellas que viven en áreas no verdes, lo que nos proporciona una evidencia más de que vivir cerca de la naturaleza no solo es más relajante y más positivo para nuestra salud mental, sino que también nos ayuda a tener una vida más larga y saludable.

Para combatir los síntomas de ansiedad, estrés o depresión, los expertos recomiendan acercarse a la naturaleza. De hecho, diversos estudios ya han demostrado que las personas que viven en ciudades pero tienen acceso a parques son más propensas a tener una mejor salud mental y cardiovascular.

Los científicos examinaron a 108 mil 630 mujeres que participaron en el Estudio de Salud de Enfermeras en Estados Unidos durante 2000-2008, comparando su riesgo de mortalidad con la presencia de plantas o vegetación en general cerca de sus casas.

Los niveles de vegetación fueron medidos empleando imágenes por satélite durante distintos períodos y años. Tras evaluar todos los datos, los expertos descubrieron que las mujeres que vivían en zonas verdes tenían una tasa de un 34 por ciento menos de mortalidad relacionada con enfermedades respiratorias y un 13 por ciento menos de muerte por cáncer, en comparación con las que apenas contaban con vegetación en sus alrededores.