Seleccionar página

Hace dos años, el 13 de abril de 2015, la literatura latinoamericana perdía a un hombre que no paró de opinar sobre política, fútbol, sociedad y literatura: Eduardo Galeano.

galeano 1

Galeano indagaba en las raíces y en los mecanismos sociales y políticos de Hispanoamérica, y su obra, traducida a más de veinte idiomas, es una perpetua y polémica interpretación de la realidad de América Latina, estimada por muchos como una radiografía del continente. Galeano es, sin duda, uno de los cronistas de trayectoria más incisiva, inteligente y creadora de su país.

Una de sus obras más conocidas es “Las venas abiertas de América Latina”, un análisis de la secular explotación del continente sudamericano desde los tiempos de Colón hasta la época presente, que desde su publicación en 1971, ha tenido más de treinta ediciones.

Nacido en Montevideo el 3 de septiembre de 1940, Galeano debutó en el periodismo con tan sólo 14 años de edad, dibujando caricaturas políticas que firmaba como Gius. Posteriormente fue jefe de redacción del semanario “Marcha” y director del diario “Época”.

galeano 4

En 1973 se exilió en Argentina, donde fundó la revista “Crisis”, y en 1976 continuó su exilio en España. Su regreso a Uruguay se produjo en 1985, cuando Julio María Sanguinetti asumió la presidencia del país por medio de elecciones democráticas. Posteriormente fundó y dirigió su propia editorial “El Chanchito”, publicando a la vez una columna semanal en el diario mexicano “La Jornada”.

Una de sus grandes pasiones fue el fútbol, al que le dedicó gran parte de su tiempo y sus líneas. De hecho, una anécdota sucedió cuando Uruguay disputaba la fase de clasificación para el Mundial de Alemania 2006. Su opinión era lo suficientemente relevante, pero él hizo saber que, además de estar contrariado por otro motivo, el fundamental para rechazar esa charla era que la relevancia del balompié en su vida era tal como para dedicarle apenas unos minutos.

En 2007 fue intervenido para tratar el cáncer de pulmón que lo afectaba, y desde entonces sus apariciones fueron esporádicas, aunque no dejó de escribir hasta el último momento. El último acto público de importancia en el que participó fue la inauguración de la II Bienal del Libro de Brasilia, en febrero de 2014.

galeano 3

Víctima del cáncer que lo aquejaba, el uruguayo falleció a los 74 años, dejando un destacado trabajo con más de una treintena de publicaciones que transmitían una conciencia política y espiritual de América Latina.