Seleccionar página

En México, 1.5 millones de personas padecen lupus, enfermedad crónica autoinmune caracterizada fundamentalmente por la inflamación y daño de distintos órganos. El problema es que, a pesar de su gran prevalencia, no existen tratamientos curativos para este padecimiento. De hecho, los pacientes solo cuentan con tratamientos para controlar la enfermedad y sus síntomas.

probioticos 3

Un nuevo estudio dirigido por investigadores de la Universidad de Oviedo y del Centro Superior de Investigaciones Científicas en España, muestra que la introducción de bacterias en la flora intestinal de los pacientes corrige, aún parcialmente, el desequilibrio inmunológico típico del lupus, con lo que se reducen los síntomas asociados a la enfermedad.

Para llevar a cabo el estudio, los investigadores partieron de evidencias que constataban la existencia de diferencias en las poblaciones microbianas en las heces de las personas sanas y de los pacientes con lupus.

Así, los autores del trabajo utilizaron un modelo in vitro de microbiota intestinal de pacientes de lupus, y tras añadir a este modelo bacterias beneficiosas de distintas cepas, observaron que esta microbiota intestinal era muy similar a la que presentan las personas sanas.

Como explican los autores, el estudio abre la puerta a la modificación de la respuesta de las células inmunes a través de una manipulación terapéutica de la microbiota, lo que permitiría reducir la sintomatología de los afectados.

En definitiva, el empleo de microorganismos vivos, como prebióticos o probióticos específicos, o modificaciones en la dieta pueden ayudar a reducir los síntomas de los pacientes que sufren lupus.