Seleccionar página

El remante de operación del Banco de México por su ejercicio de 2016 será utilizado únicamente para pagar deuda de manera anticipada y no para apoyar las  finanzas de Petróleos Mexicanos, dijo Luis Videgaray, secretario de Hacienda y Crédito Público, en entrevista radiofónica.

videgaray

“El monto del remanente que recibamos del Banco de México se aplicará puntualmente para cumplir la ley”, dijo el funcionario en entrevista con Óscar Mario Beteta. “Todo el remanente se aplicará en 2016 a reducir el monto del endeudamiento y por lo tanto reducir el déficit fiscal”.

Videgaray reiteró así el compromiso del gobierno mexicano de disminuir el déficit a 3.3% en 2017, a pesar de un entorno complicado, e incluso prevé que por primera vez en la administración del presidente Enrique Peña Nieto se registre un superávit primario en ese año.

Los remanentes del banco central se refieren a las ganancias que acumuló el año pasado por la venta de dólares a un precio superior al que los compró. Esas ganancias, por ley, deben entregarse a la Federación por la naturaleza de ser una organización sin fines de lucro.

Previamente, el secretario Videgaray y el subsecretario de Hacienda, Fernando Aportela, habían dicho que estudiaban utilizar hasta 30% de ese remanente para aliviar las finanzas de Pemex, algo que se encuentra dentro de los límites de las facultades de la Secretaría.

Sin embargo, ahora las autoridades financieras han aclarado que sólo usarán el remanente para pagar deuda.

 

Vía Sentido Común, Content Partner de Urban360 www.sentidocomun.com.mx