Seleccionar página

Es imposible mantener a tu hijo alejado de la información que surge día a día, y esto incluye todas las situaciones violentas que pueden presentarse, especialmente en el entorno agresivo que se vive actualmente.

padres hablando 2

Ya sea por la televisión, algún compañero de la escuela o el inmenso universo de Internet, ten por seguro que tendrá acceso a las noticias recientes y es normal que te preocupe la forma en que pueda entenderlo para que no afecte su desarrollo emocional y mental.

Debes saber que tu hijo es capaz de comprender lo que sucede, pero lo más importante es hacerlo sentir seguro y respaldado. Para eso te recomendamos:

Preguntar qué es lo que sabe del tema

En los casos en que no estás seguro de cómo o de dónde obtuvo la información, lo mejor es que guardes la calma y le plantees de forma muy tranquila por qué lo menciona, a modo de buscar que te explique de qué manera entiende lo que sucedió.

padres hablando 3

No limites su curiosidad

Nunca permitas que un tema se vuelva “prohibido” en tu casa; recuerda que la información es poder. Tu hijo estará mucho más preparado para afrontar cualquier situación si tiene, al menos, una idea general de las cosas. Trata con normalidad cualquier tema y en caso de que lo desconozcas, consulta a alguien de confianza.

Hazlo sentir protegido

Todavía hasta los primeros años de primaria, cada vez que hablen de un evento peligroso o violento, recuérdale que siempre hay alguien que lo protege: primero que nadie, sus padres, en la escuela, los maestros, en la calle, la policía, etc. Esto lo ayudará a sentirse tranquilo y no vivir con miedo.

padres hablando 4

Pide ayuda

Cuando algún evento externo le provoca sentirse intimidado, puede volverse más complicado que decida acercarse a ti. Si notas que ha cambiado su conducta y ahora es introvertido, ansioso o sin ánimo de hacer cosas que le gustaban, lo mejor es que platiques con el consejero escolar y su pediatra para ayudarlo.