Seleccionar página

Seguro que en más de una ocasión nos hemos preguntado los motivos por los que a pesar de realizar cientos de abdominales y realizar mucho ejercicio aeróbico, no se nos acaba de marcar del todo la zona abdominal. El secreto está en los alimentos, y es que hay muchos que nos harán tener una barriga hinchada.

refresco light

Una barriga hinchada denota que algo puede estar funcionando mal en el aparato digestivo y es que la gran mayoría de los alimentos pesados suele producir este efecto, pero también hay otros que son más ligeros y que también nos hacen ser más propensos a generar hinchazón en esta parte del cuerpo.

Alimentos pesados

En primer lugar vamos a detenernos en los alimentos pesados, concretamente en aquellos ricos en grasas, ya que hacen que la digestión sea mucho más larga, generando una especie de atasco en el aparato digestivo, con la consecuente generación de gases que se acaban acumulando en la parte abdominal, dando un aspecto más inflamado de lo normal.

Alimentos ligeros

Si nos detenemos en alimentos ligeros, las verduras crudas y las legumbres también tienen un fuerte efecto inflamatorio, ya que suelen fermentar en el estómago, haciendo que se generen infinidad de gases que darán a nuestro abdomen una apariencia de hinchazón. Es mejor consumir las verduras asadas o al vapor para conservar el máximo de vitaminas y evitar este efecto.

carne 23

Proteínas

Las proteínas también tienen algo que ver en la inflamación de la barriga, pero éstas no porque fermenten ni porque sean difíciles de digerir, sino que cuando escasea su ingesta podemos acabar reteniendo líquidos en la parte del abdomen, haciendo que se vea abultado. Por ello es necesario consumir una cantidad adecuada de proteínas al día para evitar este efecto.

El chicle y los gases

Otra serie de sustancias que pueden hacer que se nos hinche la pared abdominal son los chicles. Masticar continuamente chicle no es nada recomendable para conseguir un vientre plano, ya que sin darnos cuenta con la masticada estamos estimulando la secreción de jugos gástricos que al no tener nada en el estómago pueden acabar por generar gas. Además, el simple hecho de masticar hace que traguemos gases que se pueden acumular en el intestino.

Los refrescos o bebidas carbonatadas también pueden ser los causantes de una prominente hinchazón en la barriga, ya que el gas que consumimos muchas veces no lo expulsamos y se acumula en el vientre.

cereales integrales 1

Fibra

La fibra también puede ser una de las causas, pues por defecto hace que nuestro aparato digestivo no elimine todas las sustancias de desecho de la manera adecuada, haciendo que la sensación de pesadez y la acumulación de gases en el intestino sea mayor. Por otro lado, consumir mucha fibra puede provocar el efecto contrario, que se fermente demasiado en el estómago y generemos gases en exceso que nos produzcan una hinchazón en la barriga.