Seleccionar página

Levantarse temprano es uno de los propósitos más populares entre la mayoría de la gente, pero también uno de los más difíciles de mantener. Es uno de los primeros hábitos que debemos adquirir si queremos generar cambios importantes en nuestra vida.

levantarse temprano 1

No empezar el día con estrés y llegar corriendo al trabajo; desayunar mejor o hacer algo de deporte por la mañana, tener más tiempo para trabajar en tus proyectos son solo algunas cosas que se pueden hacer si uno se levanta más temprano.

Cuando intentas cambiar tu rutina de la mañana varios obstáculos se interpondrán en tu camino, pero es posible superarlos. La clave es comenzar la noche anterior:

Establece un horario para ir a dormir

La clave para levantarte temprano es dormir las horas que tu cuerpo necesita para descansar de sus actividades diarias. Establece un horario, hay personas para las que son suficientes 8 horas, pero hay otras que sólo necesitan 6.

Crea el ambiente perfecto para ir a la cama

Una hora antes de dormir, apaga las luces, ponte la pijama y toma un bebida caliente que no contenga cafeína. Si acostumbras bañarte por las noches toma una ducha de agua caliente para relajarte.

levantarse temprano 3

Apaga los aparatos electrónicos

Al menos 90 minutos antes de acostarte, desconéctate de las actividades electrónicas, tales como ver la televisión, leer el correo, navegar las redes sociales. La revista Science dice que son fuentes de energía y que nos sobreestimulan. Es como beber un Red Bull antes de ir a la cama y no hay forma de que te quedes dormido.

Crea una rutina previa a la hora de acostarte

Date a ti mismo paz y tiempo para relajarte mediante la creación de una rutina antes de dormir. Por ejemplo, hacer un ritual de verificar las ventanas y cerraduras. Bajar las luces y estirar tu cuerpo. O dar un paseo. Esta rutina te ayudará a conciliar el sueño de forma rápida y sencilla. También aumentará significativamente tus posibilidades de levantarte por la mañana.