Seleccionar página

Muchas empresas son realmente reticentes a contratar becarios para su empresa, ya que no son sólo “mano de obra gratis o muy económica” sino que además, son personas a las que hay que enseñarles el oficio y a las que hay que supervisar constantemente.

becario 4

Lo que más paraliza a las empresas es el desconocimiento de las ventajas de contar con becarios y las condiciones aplicables. Probablemente nunca has pensado que necesitas a jóvenes de 19 años en tu negocio, pero quizá deberías tenerlo en cuenta, si quieres hacer una diferencia importante en su crecimiento.

Existen muchas razones para contratar a estudiantes en tu empresa que deberías considerar:

Tienen mucha energía

Los becarios están llenos de vida y dispuestos a aprender. Podría deberse a que son muy jóvenes y quieren probarse a sí mismos y explorar nuevas cosas, pero también es el hecho de que no es un trabajo de tiempo completo, por lo que no caen en la rutina. Pueden llegar energizados y frescos, hacer su trabajo e irse. Además, esos atributos añaden gran valor a la cultura de cualquier empresa.

Es una solución de bajo costo

No requieren beneficios y la mayoría de ellos se contenta con recibir un sueldo, aunque sea bajo, incluso aunque no lo reciban. Debido a que no hay grandes costos con relación a contratar becarios, los riesgos de usarlos también son pocos. Otro beneficio es que puedes cambiar horarios para acomodar tu presupuesto, lo cual es esencial para las startups.

becario 3

Los buenos internos pueden ser excelentes empleados

Nuevamente, este punto pudiera parecer obvio pero es importante. Un sistema de becarios no sólo es una forma de atraer a candidatos de tiempo completo; es una estrategia para contratar nuevos empleados que ya conocen tu cultura empresarial. Además, los becarios tienden a permanecer más tiempo en la empresa porque pueden aprender más de ella antes de ser contratados.

Lograrán lo irracional

Los jóvenes universitarios no se encuentran en el espectro de lo “normal”, por lo que pueden lograr lo que creemos imposible. Las personas jóvenes aún no tienen límites, sencillamente porque no saben de lo que son capaces. Por eso es importante darles trabajo significativo y proyectos de ideas importantes. Muchas empresas cometen el error de darles actividades de talacha, aburridas y meramente administrativas. A veces la inexperiencia es buena, ya que no están estancados.

La forma de administrar a los becarios es otro tema. Como siempre en la vida, sus ventajas pueden convertirse en desventajas. Los estudiantes tienen mucha energía pero requieren guía y dirección. Por ello es esencial que les des a tus becarios objetivos claros, sugerencias para alcanzarlos y que te reúnas con ellos constantemente para refinar sus actividades.