Seleccionar página

Si hay algo que tenemos claro en estos tiempos es que somos adictos al celular. Ya sea para ponernos al día con amigos, con nuestra pareja, con la familia. Todo el día podríamos estar utilizándolo, y eso sin contar todas esas otras aplicaciones y funciones que últimamente nos ofrecen estas tecnologías.

celular coche 1

Pero un uso inadecuado del celular puede tener consecuencias graves, es por eso que conviene tomar algunos cuidados y precauciones, así como ser conscientes de los peligros que implica utilizarlo inadecuadamente.

Más de una vez al caminar se dan accidentes por prestarle más atención a nuestro celular que al camino por donde vamos. Y si bien golpearnos contra una columna, tropezar o darnos de bruces con otro peatón puede ser apenas una situación incómoda o hasta graciosa, no es lo mismo cuando vamos al volante, pues una simple distracción puede tener consecuencias fatales.

Conducir distraído es un peligro mortal, tanto para nosotros como para los demás conductores y peatones.

Es increíble la cantidad de accidentes que se podrían prevenir si fuéramos más cuidadosos con nuestro celular al manejar. La relación entre el uso de las tecnologías móviles y los accidentes de tráfico es alarmante. Se calcula que uno de cada cuatro choques ocurren porque el conductor hablaba o enviaba mensajes de texto en su celular.

celular coche 4

Y esto no es todo; los conductores que escriben mensajes de texto quitan la vista de la vía 400 por ciento veces más que cuando no lo hacen, y conducir mientras se usa el celular disminuye en un 37 por ciento la actividad cerebral asociada a la conducción de un vehículo.

Los expertos indican que cuando un conductor habla por celular aumenta la cantidad de latidos del corazón, las manos transpiran porque el conductor está más sobreexigido, aumenta la tendencia a la distracción e incluso, surge la tendencia a invadir el carril contrario. Por lo anterior, maniobrar por el tránsito mientras se habla por teléfono, con o sin manos libres, aumenta la probabilidad de un accidente cinco veces y es en realidad más peligroso que conducir ebrio.

Los estudiosos encontraron que los conductores que hablan por celular, a pesar de mirar directamente las condiciones del camino, en realidad no las ven, porque están distraídos por la conversación telefónica. Otro estudio que coincide con estas posturas es el obtenido por investigadores australianos del Instituto George, quienes identificaron un riesgo hasta cinco veces mayor en quienes conducen y hablan por celular al mismo tiempo.

celular coche 3

Sin embargo, la solución está en nuestras manos. Todos deberíamos reflexionar cómo actuamos cuando vamos manejando en nuestro carro y suena nuestro celular. Como ya vimos, la solución no es precisamente andar con un manos libres, pues hay una parte de nuestra atención que no está en lo que debe, así que puedes seguir estos sencillos consejos para que no te suceda nada malo:

– Aunque uses manos libres, limita las llamadas y su duración mientras conduces, pues la conversación podría distraerte.

– Si sabes que la persona a quien llamarás va conduciendo, evita llamarlo.

– No uses tu celular sin manos libres mientras conduces delante de tus hijos. Predica con el ejemplo a las nuevas generaciones.

– No uses tu teléfono para sacar fotos  o grabar videos mientras conduces.