Seleccionar página

Muchas mujeres hacen de su carrera lo más importante y eso trae consigo muchas tensiones y estrés; sin embargo, hay cosas que deberíamos comenzar a hacer en nuestro ambiente de trabajo y más cuando éste ocupa gran parte de nuestras vidas.

mujer ejecutiva 2

Muchas veces por miedo o inseguridad nos preocupamos de más o no nos atrevemos a hacer cosas que no son para nada complicadas. Estas son algunas de las cosas que debes comenzar a hacer como resolución en tu ambiente laboral:

Pedir lo que quieres

Muchas mujeres no son pagadas lo suficiente por el trabajo que realizan. Cuando sientas que es el momento indicado, siéntate con tu jefe o jefa y expresa lo que sientes. Procura que sea en un momento en el que no sientas frustración por lo que estás pasando. Si haces un buen trabajo, no tendrás problemas en discutir ese asunto con tu superior.

No temas lo que otros piensen

Muchas veces a las mujeres que trabajan duro y son exitosas se les cataloga como mujeres fuertes. No te disculpes por tu éxito; continúa tu camino y sigue trabajando duro como hasta ahora. Siempre habrá personas que no tienen más nada que hacer y lo que buscan es perjudicar, no vale la pena gastar energía.

Siempre amable

La manera que tratas a los demás mientras trabajas dice mucho de ti. Si eres jefa, aprecia el trabajo de cada miembro de tu equipo y si no, lleva la fiesta en paz y respetuosamente con tus compañeros. Si tienes algo que decir, busca el momento indicado para hacerlo.

mujer ejecutiva 3

Toma crédito por un trabajo bien hecho

Si eres la responsable del éxito, siéntete parte de él y celébralo. Si otras personas te ayudaron, únelos a tu celebración. El trabajo arduo siempre paga, así que no está mal que celebres cuando te lo mereces.

Define el éxito en tus propios términos

Cada mujer es diferente, por lo tanto tiene diferentes prioridades en su vida. No todas las mujeres necesitan ser presidentas de la compañía y tener una familia grande. Hay mujeres que deciden dedicarse solamente a su carrera y eso está bien. Define lo que quieres y trabaja para ello. No dejes que otras personas definan tu éxito y establezcan tus límites y metas.