Seleccionar página

En sesión solemne, los plenos de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), el Consejo de la Judicatura Federal (CJF) y el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) dieron la bienvenida a Eduardo Medina Mora Icaza como nuevo ministro.

medina mora sesion
Al asumir el cargo, el ministro Medina Mora Icaza sostuvo que buscará que “las disputas y las promesas recíprocas” sean “resueltas de manera pacífica mediante mecanismos institucionales ante autoridades jurisdiccionales que actúan bajo reglas predecibles y transparentes”.

“Juntos podemos contribuir a que México deje atrás las sombra de la injusticia y el abuso, a que la ley sea un escudo fuerte para la defensa de la libertad, a que nuestras instituciones protejan al débil y al inocente, y castiguen a quien viole las norma y abusa de su poder”, subrayó.

En su primer discurso como ministro de la Corte, Medina Mora aseguró que el principal reto de la Constitución de México, a casi 100 años de su promulgación, es “mantenerla viva y moderna frente a los embates del tiempo y los cambios sociales”.

“Los jueces constitucionales lo podemos hacer con cada una de nuestras sentencias, acortando la brecha entre el derecho y las aspiraciones ciudadanas”, aseveró el exembajador, quien dijo que “el Estado de derecho es la fuente primordial de la certidumbre y confianza ciudadana”.

Ante ministros, consejeros del CJF y magistrados electorales, Medina Mora subrayó que “los mexicanos necesitamos tener la confianza de que nuestros derechos humanos serán siempre protegidos por toda interacción con cualquier autoridad”.

En nombre del pleno, la ministra Olga Sánchez dio la bienvenida a Medina Mora y le dijo que está segura que su paso por la Corte será recordado “por ser un juez que propició discusiones democráticas; un juez activista en el diálogo, como un juez defensor de los derechos humanos”.

En el evento, el presidente de la Corte, Luis María Aguilar Morales, impuso a Medina Mora Icaza la toga ministerial que por ley corresponde vestir a los ministros en las audiencias del pleno y de las Salas, así como en actos solemnes.

(ntx)