Seleccionar página

La panda Ai Hin perdió el papel en el que sería la estrella de la primera transmisión en vivo que mostraría el nacimiento de cachorros panda, ya que se descubrió que pudo estar fingiendo para obtener mayores cuidados.

panda1

De acuerdo con la Base de Investigación de Crianza de Pandas Gigantes Chengdu, Ai Hin, de seis años, había mostrado síntomas de embarazo tales como cambio en el apetito, menor movimiento y un aumento de la hormona pregestacional en julio pasado; sin embargo, después de observarla durante dos meses, volvió a actuar con normalidad.

Los especialistas señalan que los pandas a veces toman comportamientos asociados con el embarazo temprano, tras notar que reciben un trato preferencial.

“Después de mostrar signos prenatales, las futuras madres son llevadas a las habitaciones individuales con aire acondicionado y obtienen alrededor de veinticuatro horas de atención”, explicó un experto en la base de Chengdu.

“Ellos también reciben más panecillos, frutas y bambú, por lo que algunos pandas inteligentes han utilizado esto para tomar ventaja y mejorar su calidad de vida”, añadió.