Seleccionar página

Hartos de sufrir por la sustracción de sus bicicletas, tres estudiantes de ingeniería de la Universidad Adolfo Ibáñez de Chile se dieron a la tarea de crear una bicicleta antirrobos.

bicycle_yerka_624x351_proyectoyerka

“Proyecto Yerka” tiene un diseño urbano y actual, que permite decir “adiós” a los candados y convierte el sillín en una cerradura irrompible. La única manera de robar una Yerka es romper el marco, y para eso los ladrones tendrían que ir con una radial por la calle, o de plano, tumbar ya sea un árbol o un poste.

La idea aún está en fase de desarrollo, pero la comunidad ciclista ha mostrado su entusiasmo a estos jóvenes que, al igual que ellos, están alarmados por los índices de robo de este vehículo de transporte.

La cantidad de personas que se desplazan en bicicleta en Santiago se ha duplicado desde el 2006, según el Ministerio de Transportes, por lo que se espera que en 2015 se supere el millón de viajes diario.

Este auge provocó que el Gobierno chileno proyectara un plan de construcción de ciclovías segregadas y aparcamientos de bicicleta vigilados, para dar prioridad a este medio de transporte. Sin embargo, en Chile, cada segundo se roba una bicicleta.

Por ahora, los jóvenes han recibido una gran aceptación en las redes sociales, donde les han solicitado información desde diferentes países que ya esperan su comercialización, que podría darse en menos de dos años.

El video subido al portal de internet Youtube ya supera las dos millones de visualizaciones.