Seleccionar página

El Ejército de Nigeria lanzó una operación especial contra el grupo islamista Boko Haram en la norteña ciudad de Gwoza, que fue declarada por el líder de la organización, Abubakar Shekau, como un califato islámico.

abubakar-shekau

En un mensaje en su cuenta de Twitter, el Cartel General de la Defensa de Nigeria rechazó la proclamación de Gwoza como un califato islámico, que consideró inválida y afirmó que el Ejército intensificó su ofensiva en la ciudad para asegurarla y expulsar a los islamistas.

“La reclamación está vacía. Cualquier grupo de terroristas que demanda suya a cualquier parte del país no es válida”, destacó.

El líder del grupo isamista Boko Haram, declaró a Gwoza como un califato islámico, días después de que sus hombres lograron capturar la ciudad, ubicada en el estado de Borno, noreste de Nigeria.

“¡Gracias a Alá (Dios) que le dio la victoria a nuestros hermanos en la ciudad de Gwoza y lo hizo parte del califato islámico. Por la gracia de Alá, no vamos a salir de la ciudad. Hemos venido para quedarnos”, afirmó Shekau, mejor conocido con el alias de Darul Tawhid.

El portavoz del Ejército de Nigeria, Chris Olukolade, anunció el inicio de una operación especial para expulsar al grupo islamista de Gwoza y retomar por completo su control.

“Todo lo que podemos decir por el momento es que tenemos la capacidad de hacer frente a la situación. No vamos a parar hasta que controlemos la situación. Hasta sacar a los bandidos. Estamos seguros de que, con la forma cómo manejamos la situación, lograremos nuestro objetivo”, dijo.

(ntx)