Seleccionar página
La compañía de tecnología Intel planea usar gadgets “wearables”, como relojes inteligentes, para vigilar a los pacientes con enfermedad de Parkinson y recopilar datos que puedan ser compartidos con los investigadores.
AAA

El dispositivo será capaz de captar hasta 300 registros por segundo de temblores, patrones del sueño y equilibrio en 16 pacientes voluntarios. Se espera que esta aplicación esté lista para finales de 2014.

El fabricante de chips dijo que se ha unido a la Fundación Michael J. Fox, fundada por el actor, quien fue diagnosticado con la enfermedad en 2000, para llevar a cabo un estudio de investigación de varias fases de esta enfermedad neurodegenerativa.

Se estima que cinco millones de personas en todo el mundo han sido diagnosticadas con Parkinson, la segunda enfermedad neurodegenerativa más diagnosticada tras el Alzheimer.

El objetivo inicial del proyecto es usar wearables para controlar a los pacientes remotamente y almacenar datos en un sistema abierto al que puedean acceder los científicos. En la siguiente fase del estudio, la Fundación destinaría fondos para ver cómo los pacientes responden a una medicación. Los participantes serán monitoreados mediante una gran variedad de dispositivos portátiles.

«Mientras más de estos dispositivos lleguen al mercado, podremos recoger más mediciones objetivas y determinar la eficacia de la terapia nueva», ha dicho a Reuters Sohini Chowdhury, vicepresidente de alianzas de investigación de la Fundación.

Según informan, los ensayos clínicos desarrollados hasta ahora han sido catalogados como demasiado «subjetivos». Explican que cuando el paciente informaba que había sufrido un temblor, quizás señalaba que había durado un minuto cuando en realidad duró sólo segundos.

Esperan que con los wearables se tengan mediciones más precisas sobre la frecuencia y la gravedad de los síntomas. La Fundación Michael J. Fox recaudará fondos para poder proporcionar wearables a la mayor cantidad de pacientes posible.