Seleccionar página

La Procuraduría General de la República (PGR) obtuvo la Ficha Roja de Interpol para localizar y detener con fines de extradición a Napoleón Gómez Urrutia, secretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros, Metalúrgicos, Siderúrgicos y Similares de la República Mexicana.

Urrutia

Mariana Benítez Tiburcio, subprocuradora Jurídica y de Asuntos Internacionales de la dependencia, señaló en entrevista que el dirigente minero ya está boletinado en todo el mundo para que se realice su captura.

Después de un proceso muy arduo de solicitudes y de entrega de argumentos ante la Policía Internacional Criminal (Interpol, por sus siglas en inglés) se logró que se boletinara, es decir, que se emitiera la ficha roja en contra del líder minero, explicó la funcionaria.

Refirió que la PGR debe esperar a que un juez en Canadá, lugar donde se encuentra actualmente Gómez Urrutia, libere una orden de detención provisional para poder extraditarlo.

En febrero, la Interpol negó la ficha roja al considerar a Gómez Urrutia un perseguido político. “Tuvimos que demostrar que no era así, sino que dos administraciones anteriores tenían un proceso penal iniciado contra esta persona”.

Unos meses atrás y durante una videoconferencia realizada desde Canadá, Gómez Urrutia dijo que la orden de aprehensión y persecución en su contra eran “ridículas”, pues si quisieran detenerlo ya lo habrían hecho, ya que las autoridades mexicanas conocen su ubicación.

Incluso, afirmó que en la sesión inaugural de la 38ª Convención General Ordinaria del gremio minero, algunos funcionarios de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), diputados y senadores viajaron a Canadá para hablar con él.
Gómez Urrutia está acusado del desvío de 55 millones de dólares del Fideicomiso Minero, por lo cual un Tribunal Unitario del Distrito Federal confirmó la orden de aprehensión y posteriormente negó un amparo por considerarlo infundado.

Actualmente se encuentra exiliado en Vancouver, Canadá.