Seleccionar página

Un gran sueño de los “gaymers”, es decir de los geeks gays, se hace realidad; salió la consola que apoya los derechos de la comunidad LGBT.

gaystation

Con motivo del Festival del Orgullo Gay en Estocolmo, la empresa Webhallen decidió lanzar al mercado una nueva edición del Playstation 4, pero esta vez con un arcoiris, bandera que caracteriza a esta comunidad, la cual se subastará.

Esta consola tiene la forma de un PS4 convencional, pero cuenta con un diseño exterior diferente que refleja los colores de la bandera del orgullo gay y lésbico, acompañado de un corazón de ocho bits que redondea el conjunto.

A nivel interno, no presenta cambios y el pack incluye lo mismo que el paquete estándar de la consola de nueva generación de Sony, con un control de mando y un disco duro de 500 GB.

El importe de la subasta comenzará en mil 500 dólares y el dinero que se obtenga con la venta del “Gaystation” estará destinado a la fundación RFSL, quienes se encargan de la lucha por los derechos iguales y la tolerancia, no sólo en Suecia, sino también con los extranjeros y refugiados.

“Para muchos jóvenes, jugar es una mano que les ofrece un escape del abuso o situaciones peores en el mundo real. En Webhallen, somos jugadores en nuestro corazón y en nuestras almas”, indicó un empleado de la compañía.

No es la primera vez que se mezcla la lucha de los derechos para la comunidad gay con los videojuegos. A comienzos de julio, Atari presentó “Pridefest”, un juego en el que se pueden decorar carrozas alegóricas. El juego se encuentra disponible en iOS y Android.