Seleccionar página

Con cada cambio de temporada, llega el momento de revisar los armarios y renovar por completo la indumentaria.

prendas basicas

Para evitar realizar grandes gastos, siempre existen prendas básicas que todo mundo debe tener en su guardarropa y que seguramente, más de una vez nos sacan del apuro, pues son atemporales. Estas prendas son:

1.- Vestido negro: Es un clásico, apropiado para ir a trabajar, para una reunión informal o para una cena con amigas. Además, es un “must” dinámico, pues en el día se puede poner con un zapato flat para andar en tareas comunes, pero por la noche, una chaqueta y unos tacones le darán un toque mucho más elegante. Hay que tener en cuenta que el largo no debe ser mucho más arriba de las rodillas, pues si es demasiado corto ya no será cómodo y resultará difícil de llevar.

2.- Falda tubo: Nunca pasa de moda. Si tiene línea de corte en uno de los laterales mucho mejor. Al igual que el vestido negro, se puede combinar con una chaqueta corta y con unos tacones, sin olvidar el clásico look oficinista con blusa blanca.

3.- Blusa blanca o negra: Es casi obligatorio tener una en nuestro armario. Si el color blanco no es de nuestra predilección por el riesgo de que se ensucie, hay que buscar una que combine con nuestro tono de piel como un color pastel. Lo ideal es que sea con escote en V y de un solo tono uniforme.

EjecutivaSastre2

4.- Traje sastre: Nos servirá para ir a trabajar, asistir a fiestas e incluso, a reuniones importantes. Recordemos que el pantalón debe ser de gabardina o algodón, y con el largo suficiente como para cubrir los talones. En tanto, el largo de la chaqueta deberá llegar a las caderas. Se puede optar por un traje de tweed en tonos grises o beige, y combinarlo con una blusa o camisa blanca.

5.- Jeans: No debe faltar en el guardarropa un par de jeans. Tienen la facilidad de combinarse con todo tipo de prendas, ya sea que se prefiera un estilo casual usando una camiseta o un estilo más formal si se opta por una camisa o una blusa elegante. Además, se puede combinar con diferentes tipos de calzado, desde unos tenis o unos tacones o ballerinas.