Seleccionar página

El Jardín de las Delicias, del pintor holandés El Bosco (Hieronymus Bosch, 1450-1516), realizada entre 1503 y 1505 es la pintura conocida con mayor cantidad de personajes. Este tríptico con alusiones morales tiene más de 450 personas y numerosos animales reales e imaginarios. 

El Bosco-El Jardin de las Delicias 1500-Prado

“El Jardín de las Delicias” es una de las creaciones más enigmáticas, complejas y bellas de El Bosco, realizada en la última etapa de su vida.

En el tríptico abierto se incluyen tres escenas. La tabla izquierda está dedicada al Paraíso, con la creación de Eva y la Fuente de la Vida, mientras la derecha muestra el Infierno. La tabla central da nombre al conjunto, al representarse en un jardín las delicias o placeres de la vida.

Entre Paraíso e Infierno, estas delicias no son sino alusiones al Pecado, que muestran a la humanidad entregada a los diversos placeres mundanos. Son evidentes las representaciones de la Lujuria, de fuerte carga erótica, junto a otras de significado más enigmático.

A través de la fugaz belleza de las flores o de la dulzura de las frutas, se transmite un mensaje de fragilidad, del carácter efímero de la felicidad y del goce del placer. Así parecen corroborarlo ciertos grupos, como la pareja encerrada en un globo de cristal en el lado izquierdo, en probable alusión al refrán flamenco: “La felicidad es como el vidrio, se rompe pronto”.

La pintura sufrió diversas peripecias, fue encargada por la Casa de Nassau, aunque no hay certeza de que lo hiciera Engelberto II (muerto en 1504) o su sobrino y heredero Enrique III para conmemorar su primer matrimonio, ya que en 1517 la conservaba en su palacio próximo a Bruselas. Ambos personajes eran miembros de la cofradía de la Virgen de Hertogenbosch, a la que también pertenecía El Bosco.

En 1593 fue llevada al Real Monasterio del Escorial por el rey Felipe II, siendo una de sus obras predilectas.

La obra es depósito de Patrimonio Nacional de España desde 1939 y se puede apreciar actualmente en el Museo del Prado, en Madrid.