Seleccionar página

Ya que ningún gobierno aliado se ofreció a permitir la destrucción del arsenal químico de Siria en su territorio, Estados Unidos empleará todos sus recursos para que esas armas queden neutralizadas a mediados de 2014. 

Siria

Ya que ningún gobierno se quiso hacer responsable de que el arsenal químico sirio se destruyera en su territorio, Estados Unidos se ofreció a emplear sus recursos para que las armas de destrucción masiva queden neutralizadas en el plazo que el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas estableció, es decir, a mediados de 2014.

Para ello, se empleará por primera vez un sofisticado sistema de dilución de materiales tóxicos de fabricación militar, donde Washington movilizará un buque de carga para destruir en alta mar los materiales más peligrosos del arsenal químico que Siria posee.

Antes del 31 de diciembre, el régimen sirio reunirá en el puerto de Latakia los depósitos más peligrosos de su arsenal químico, que se estiman son 1,300 toneladas de sustancias venenosas, incluyendo gas mostaza o sarín. Algunos barcos transportarán la carga al buque norteamericano.

El proceso generará 7.7 millones de litros de residuos con nivel de toxicidad menor al de las armas. Los residuos serán tratados en otros países a través de empresas privadas.

El transporte de las armas será algo complejo, pero la ONU y la OPAQ han efectuado un inventario detallado del armamento.