Seleccionar página

Sufrió, pero lo logró. El actual campeón del fútbol, América, hizo valer su localía para avanzar a la siguiente ronda de la Liguilla, ante unos Tigres que dominaron casi todo el partido.

Semifinales-Liguilla-

Los universitarios llegaron al Azteca con el firme propósito de aventajar, pues aún con el marcador global empatado, el criterio del gol de visitante le daba ventaja a los de Coapa para avanzar.

Raúl Jiménez abrió el marcador con un remate de palomita al minuto 52, pero minutos después, el panorama se complicó para los felinos con la expulsión de Hugo Ayala, aunque al 58′ Alan Pulido volvió a emparejar el marcador que a la postre fue el definitivo.

En tanto, en la Comarca Lagunera, Santos desplumó a los Gallos Blancos del Querétaro tras anotarle 3 goles a uno, donde Darwin Quintero fue la pieza clave.

Aunque las miradas se centraron en Oribe Peralta, la combinación de ambos jugadores fue la magia para enfilar a los “guerreros” rumbo al campeonato.

El inicio del partido fue insípido y poco a poco fue tomando intensidad, sin embargo, ambos equipos no lograron irse al vestidor con una ventaja. Sería hasta el segundo tiempo cuando llegarían las anotaciones.

Con gran técnica individual del “Cepillo” Peralta, se filtró dentro del área, donde recortó al defensa y punteó el balón para abrir el marcador al minuto 47 y ocho minutos después, Romo haría la igualada en Territorio Santos.

Al 67′, Darwin Quintero hizo el segundo gol lagunero de la noche y prácticamente selló la derrota de Gallos Blancos en la Liguilla, y al 77′, nuevamente “El Científico” aprovecharía un pase desde el sector derecho para hundir más al cuadro queretano.

De esta manera, las semifinales de la Liguilla quedaron definidas. América irá contra Toluca y Santos contra León, dos series que prometen goles y emoción rumbo al título del Apertura 2013.