Seleccionar página

México cayó 45 lugares de 2007 a 2012 en el Índice de Paz 2013 elaborado por el Institute for Economics and Peace (IEP), debido a la violencia generada por la “guerra contra el narco” decretada a finales de 2006 por Felipe Calderón.

IndicePaz

México descendió 45 lugares en el Índice de Paz en su edición 2013, por lo que ahora ocupa el lugar 133 de 162 países, destacando Morelos como el estado más violento del país.

El presidente de la organización que realiza el informe, Steve Killelea, mencionó que la caída de México en el índice global coincide con la “guerra al narcotráfico” que declaró el expresidente Felipe Calderón Hinojosa a finales de 2006, lo que ha generado que México se convierta en uno de los países más violentos del mundo.

El estudio de la Paz demuestra que la violencia que vive México ha tenido una fuerte repercusión económica y ha hecho perder al país en una década alrededor del 15.8 por ciento del Producto Interno Bruto, lo que serían 2.49 billones de pesos.

No sólo el tema de la violencia tiene a México en el lugar 133, sino también la alta corrupción prevaleciente en el país, lo que representa uno de los retos más grandes para México, según la organización internacional que realiza este estudio con sede en Estados Unidos.

Otro factor que se toma en cuenta es la medida de la eficiencia del sistema de justicia, la cual en nuestro país ha sufrido un deterioro significativo, siendo que en algunos de los Estados hasta el 95% de los homicidios queda impune.

México presenta un alto índice de delitos no denunciados, se reportan sólo 19 por ciento de los robos, 10 por ciento de los fraudes y 10 por ciento de los casos de extorsión.

Por último, el Índice de Paz México 2013 demostró que durante la última década se ha triplicado el ingreso de armas ilegales al país y es por esto que se ha disparado el número de crímenes con armas de fuego.