Seleccionar página

El Gobierno Sirio ha indicado que la posición del Presidente Bashar al-Assad no está sujeta a las negociaciones de paz, indicando que las demandas de la oposición son “sueños e ilusiones”. 

siria

Dicha declaración fue emitida por el Ministro del Exterior sirio a la agencia estatal de noticias SANA, indicando que la delegación irá a las negociaciones de paz de Ginebra II en enero, pero que Al-Assad no dejará el poder. Señaló que “la era del colonialismo en donde se instalaban y se removían gobiernos ha terminado, deben despertar de sus sueños y si no dejan de hacerse ilusiones no hay razón para que la oposición asista a Ginebra II”.

Siguió indicando que la delegación del gobierno irá a Ginebra a llevar los deseos de los sirios, dentro de los cuales se encuentra la eliminación del terrorismo -una referencia a los rebeldes que pelean contra Assad.

Dicha declaración fue la primera respuesta formal de Damasco ante el anuncio de la fecha para el inicio de las negociaciones esta semana por parte de Naciones Unidas, las cuales buscan crear un gobierno de transición para terminar con la guerra civil.
En contraste la oposición, la Coalición Nacional Siria, indicó que no atenderá a Ginebra II a menos de que el régimen sirio garantice que Assad no tendrá papel alguno en el gobierno de transición.

Entre tanto, Teherán y Ankara continúan presionando para que haya un cese al fuego en Siria que preceda a las negociaciones de paz. Irán y Turquía declaran tener puntos similares sobre el conflicto en Siria, incluyendo el que no existe una solución militar para la crisis que se vive en ese país. Sin embargo, ayer el líder de la Armada Libre Siria indicó que las fuerzas no acordarán un cese al fuego previo a las negociaciones de paz.