Seleccionar página

Uno de los grupos más vulnerables por la violencia en los últimos años es el sector periodístico. La violencia contra quienes ejercen esta profesión se traduce en persecución, muerte, amenazas y hostigamientos, tanto por los poderes locales, los políticos y la delincuencia organizada. 

hancel

Pese a las buenas intenciones y esfuerzos de los gobiernos para disminuir la violencia contra los informadores, los índices demuestran lo contrario, pues se han agravado, incluso, empeorado en los últimos seis meses, lo que demuestra lo deficiente que ha sido el mecanismo oficial para proteger a los periodistas del país.

Ante esta situación, la asociación civil Factual, dedicada al desarrollo de tecnologías con fines sociales, presentó la aplicación para teléfonos inteligentes “Hancel”, diseñada específicamente para periodistas que realizan investigaciones en zonas de riesgo.

“Hancel”, que toma el nombre del cuento “Hansel y Gretel” donde los protagonistas dejaban un rastro para conocer su camino, es un proyecto que busca contribuir al mejoramiento de las condiciones de seguridad de los periodistas en América Latina. El proyecto nació en noviembre de 2011 y durante 18 meses fue enriqueciéndose con sugerencias y recomendaciones de colegas periodistas y expertos en protección a periodistas.

Fue hasta abril pasado, cuando la organización Knight Foundation ofreció financiar la programación de un prototipo de la aplicación, la cual permite a periodistas reportar agresiones en tiempo real por medio de un botón de pánico, y puede utilizarse para programar una alerta automática, en caso de algún incidente.

Esta aplicación será gratuita, aunque su distribución será controlada; sirve a los familiares y colegas para rastrear sus movimientos, además de que notifica de estas contingencias a las organizaciones defensoras de la libertad de expresión, dándoles la oportunidad de poner en marcha protocolos de protección.

Una de las ventajas que se describen es que Hancel está hecha para funcionar sin Internet, sin GPS e incluso, sin una red telefónica, aunque en este escenario la alerta es guardada y espera el acceso a la red para mandarla a algún destino.

Cabe destacar que la aplicación no comparte ningún tipo de información con autoridades locales o federales; sin embargo, es posible ingresar manualmente los datos de contactos de autoridades, si es que el usuario quisiera hacerles llegar alertas o reportes de agresiones.

Por el momento, sólo será distribuida por asociaciones dedicadas a la libertad de expresión a periodistas en México y Colombia, dos regiones de las más peligrosas para ejercer el periodismo en el mundo. Según el reporte “Periodismo bajo fuego cruzado en 2012″ del Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ), tan solo entre diciembre de 2006 y diciembre de 2012, fueron asesinados 14 periodistas en México en represalia directa por su labor.

El fin último de esta aplicación es crear una red de periodistas, editores, medios de comunicación y agrupaciones defensoras, que actúe de manera oportuna cuando algún reportero se vea amenazado.